Editorial Agricola
Economía

Formación. Siembra de talentos

06/09/2016

César Marcos

La capacidad de innovación, la inquietud por abrirse a mercados internacionales y la personalidad propia del sector agroalimentario le han llevado a enfrentarse bien a la crisis económica. Partiendo de una base universitaria muy competente, los masters and commanders de uno de los buques insignia de la economía española tienen claro que hay que apostar poruna formación de calidad y prestigio que les aseguren el relevo en habilidades directivas y de gestión empresarial, con visión de cadena de valor y no como una suma de eslabones. De otras crisis, las alimentarias, se han trasladado cambios en las políticas de la UE, lo que origina que las empresas demanden profesionales especializados en seguridad alimentaria.

El sector agroalimentario aporta un 8% al PIB español, solo superado por el turismo. Emplea a más de 2,5 millones de personas de forma directa y genera aproximadamente un 17% de las exportaciones nacionales, según el Ministerio de Agricultura y Alimentación y Medio Ambiente (Magrama).

Las razones de la fortaleza se hunden en su tradición, historia, las materias primas de elevada calidad y una gastronomía de reconocido prestigio a nivel mundial. La “Marca España” viene reforzándose por las grandes extensionesde viñedos, el liderazgo en producción de aceite de oliva o por ser la huerta que suministra de hortalizas y frutas a la Unión Europea (UE), como predijeron Dieter Wienberg y Fritz Baade.

Aparte de sus características inherentes, por el dinamismo y su capacidad de innovación, la industria y el sector agroalimentario ha sido uno de los menos afectados por la crisis económica de los últimos años. Sus responsables opinan que los retos inmediatos son la apuesta por la innovación e incrementar su presencia internacional, prioridades también para continuar siendo un referente en la economía española. Para lograrlo, el camino pasa por la incorporación del mejor talento y formación posibles que ayuden a adaptar la mentalidad y la orientación de la actividad. Se convierte en una necesidad en el panorama actual.

Nivel de capacitación

“Es mejorable”, afirma Jorge Jordana, un profesional de gran experiencia en el sector agroalimentario, ahora presidente de la Plataforma Tecnológica Food for Life Spain y director del Máster en Gestión de Empresas Agroalimentarias (MGEA), que han puesto en marcha en 2010 la Fundación Lafer, Global Market Business Advisers, junto a la Universidad Antonio de Nebrija. “Este año, continúa, tuve que coordinar una publicación de Cajamar que analizaba nuestro sector. Dos de los autores resaltaban que en sus áreas de trabajo, financiación e industrialización digital, las carencias formativas eran relevantes y suponían un obstáculo importante al crecimiento de nuestras empresas. Existe una revolución en el conocimiento que debe incorporase con rapidez a nuestros sectores, pues de no hacerse éstos perderán mucha competitividad y para poder hacerse se requieren directivos capaces de entenderlo y de decidir”.

Informaciones relacionadas

<< volver

Zona Privada

Acceso al área privada de la web

Identificación usuario
Editorial Agrícola Conocer la agricultura y la ganadería Libros Agrigultura Ganadería Más que máquinas WEB TV