Editorial Agricola
Innovación

La Junta de Andalucía trabaja en el uso de cubiertas vegetales de suelo en plantaciones de olivar

26-12-2012

La Consejería de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente, a través del Instituto de Investigación y Formación Agraria y Pesquera de Andalucía (Ifapa), viene trabajando en el uso y manejo de diferentes tipo de cubiertas vegetales -principalmente de plantas crucíferas y gramí-neas-, como método para controlar uno de los principales problemas medioambientales del cultivo del olivar, la erosión del suelo.

Los trabajos que se llevan a cabo en el centro Ifapa Alameda del Obispo, de Córdoba, se dirigen, entre otros objetivos, a la implantación de coberturas vegetales en el centro de las calles de las plantaciones de olivar. Con tal finalidad, actualmente se evalúan un total de 40 tipos de especies crucíferas autóctonas procedentes de Andalucía y Aragón, región que también participa en este proyecto de investigación.

Los expertos del Instituto han detectado que las plantas crucífe-ras, que tienen tasas de crecimiento muy altas y cubren el suelo rápi-damente, tienen dos utilidades muy importantes como coberturas ve-getales. Por un lado, por sus raíces de gran tamaño son capaces de des-compactar los suelos y por tanto favorecen la infiltración de agua y reducen la escorrentía, o corrimiento de tierras, responsable de la ero-sión. Por otro, tienen la capacidad de combatir el hongo Verticillium dhaliae, por lo que ayudan considerablemente a evitar la verticilosis en los olivos, una de sus principales enfermedades.

En cuanto a las gramíneas, desde el Ifapa también se vienen desarrollando técnicas de implantación y manejo de esta especie vege-tal, muy eficaz en el control de la erosión, aunque su tasa de creci-miento es más baja y  en su primer año aún no llega a proteger el suelo. Este tipo de especie se siembra un año y después se mantiene como cobertura permanente mediante autosiembra, es decir, las semi-llas que produce la planta sirven para constituir la nueva cobertura al año siguiente, junto con los restos vegetales de las plantas muertas. El sistema funciona muy bien durante varios años, por lo que es además relativamente económico para los agricultores.

Para aliviar el problema de la fase inicial del ciclo, el Ifapa ha diseñado un sistema de implantación muy novedoso que consiste en sembrar la especie gramínea de interés,  protegida por franjas de ce-bada. De ese modo, el sistema es muy eficaz desde el primer año, de-bido a la protección de la cebada que al año siguiente y en sucesivos desaparece.

Nueva vía de experimentación y ensayos para 2013

Los investigadores de la Consejería de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente han iniciado una nueva vía de experimentación basada en evaluar la cobertura de musgos como alternativa a otro tipo de cu-biertas vegetales en el olivar jiennense, gracias a un convenio entre Ifapa, ATPI Olivar y la Fundación Caja Rural de Jaén, cuyos resulta-dos se conocerán el próximo año.

Además, el Ifapa continúa colaborando en un proyecto de ámbito nacional basado en estudiar el comportamiento de diferentes especies y variedades de gramíneas y su adaptación a las condiciones agroclimáticas de Andalucía, con el fin de mejorar el material vegetal que luego se instale en el campo y ayudar a seleccionar las variedades óptimas para su registro en el ámbito europeo.

Para 2013, y en el marco del nuevo proyecto de transferencia y formación 'Transforma' en el cultivo del olivar, que tiene previsto poner en marcha el Ifapa, se plantarán ensayos demostrativos de im-plantación y manejo de plantas crucíferas, gramíneas y leguminosas, además de continuar con la evaluación y optimización de las siembras de crucíferas a través de un proyecto de investigación asociado al 'Transforma'.

<< volver

Zona Privada

Acceso al área privada de la web

Identificación usuario
Editorial Agrícola Conocer la agricultura y la ganadería Libros Agrigultura Ganadería Más que máquinas WEB TV